NewsLocal NewsInvestigations

Actions

Condenan a 3 años en prisión a preparador de impuestos del Valle

Posted: 2:52 PM, Sep 19, 2019
Updated: 2019-09-19 17:52:51-04

Un hombre del valle, dueño de Tío Sam Taxes, una compañía de preparación de impuestos, fue condenado a 36 meses en prisión. Erik Ketelaar fue acusado de depositar cientos de miles de dólares de reembolsos de sus clientes en su propia cuenta de banco. Este caso de estafa fue expuesto por primera vez por el equipo investigativo “Let Joe Know” de ABC15.

“Estoy aquí para afrontar la responsabilidad por mis acciones,” dijo Ketelaar a ABC15, momentos antes de presentarse en corte para escuchar su sentencia.

ABC15 empezó a investigar a Ketelaar hace ya 5 años cuando él era dueño de Tío Sam Taxes, cuya clientela en su mayoría eran personas de la comunidad Latina del Valle del Sol.

Natalia Casas dijo a ABC15 que fueron $4,000 dólares de su reembolso lo que la compañía Tío Sam Taxes nunca le regresó. Mientras tanto, Araceli Flores nos dijo a ella la estafó con su reembolso de unos $1,270. Flores nos dijo a causa de esto no pudo pagar su colegiatura: “Ese dinero era mi última esperanza para que no me sacaran de mis clases.”

En lugar de que esos reembolsos llegaran a los bolsillos de los contribuyentes, reportes indican, iban directo a la cuenta de Tío Sam Taxes. Nuestra investigación descubrió que Natalia y Araceli eran solo dos de las muchas personas a las que esta compañía les cobró honorarios por servicios de contabilidad lo cuales igualaban la cantidad de sus reembolsos.

En el transcurso de los años y en repetidas ocasiones, el equipo de Let Joe Know confrontó a Ketelaar, pero él nos evadía. Ketelaar llegó a presentar una denuncia en contra de a ABC15 alegando las acusaciones presentadas en nuestros reportajes eran falsas. La demanda fue rechazada por la corte.

Hace dos años, el Servicio de Impuestos Internos (IRS, por sus siglas en inglés) lo acusó formalmente por las mismas alegaciones que habíamos reportado. A causa de esto a Ketelaar se le imputaron 24 cargos por fraude y robo de identidad.

Durante su sentencia en la corte federal, el juez catalogó las acciones de Ketelaar como un “plan sofisticado” cuyo blanco era una “población vulnerable.”

“Esto no es un error, es un crimen,” le dijo el juez a Ketelaar.

Ketelaar fue sentenciado a 36 meses en prisión, 36 meses bajo libertad condicional, y deberá pagar $573,000 dólares como indemnización a las víctimas.

Lo más importante dice Brian Watson, Agente del IRS, es que Ketelaar no podrá volver a estafar a personas, ni ejercer como contador, ni mucho menos preparar impuestos.

Watson dijo que aún no se sabe quiénes podrán beneficiarse de la indemnización.

Recuerde que no debe permitir que sus reembolsos vayan a cuentas de los preparadores de impuestos. Su reembolso le pertenece a usted. Visite la pagina de para recursos en español.